El punto de vista Bíblico: Padres… presten a sus hijos la atención que necesitan

13_01

¿TENÍA el Hijo de Dios tiempo para los niños? Parece que algunos de sus discípulos creían que no, pues en cierta ocasión procuraron impedir que los pequeños se acercaran a él. “Dejen que los niñitos vengan a mí; no traten de detenerlos”, dijo Jesús, y acto seguido reunió a un grupo de niños y se puso a hablarles (Marcos 10:13-16). De este modo, mostró que estaba dispuesto a prestar atención a los más pequeños. ¿Cómo pueden los padres de hoy día imitar su ejemplo? Siendo buenos maestros y pasando tiempo con sus hijos.

Claro está, dado que los padres responsables buscan el bienestar de sus hijos, no los maltratan. Es más, podría decirse que lo “natural” es que los traten con respeto y consideración. Sin embargo, la Biblia advirtió que en nuestros días muchas personas carecerían de “cariño natural” (2 Timoteo 3:1-3). Y para quienes son responsables y se interesan amorosamente por sus hijos, siempre hay algo nuevo que aprender. Tales padres agradecerán, por lo tanto, que se les recuerden los siguientes principios bíblicos.

Enseñar sin irritar

El eminente profesor y psiquiatra Robert Coles dijo en cierta ocasión: “El niño cuenta con un sentido moral interno en desarrollo. Pienso que Dios lo creó con esa necesidad acuciante de guía ética”. Ahora bien, ¿quién tiene que satisfacer esa hambre y sed de orientación moral?

En Efesios 6:4, las Escrituras exhortan: “Ustedes, padres, no estén irritando a sus hijos, sino sigan criándolos en la disciplina y regulación mental de Jehová”. ¿Se ha dado cuenta de que el texto coloca sobre el varón la responsabilidad de inculcar en sus hijos el amor a Dios y un profundo aprecio por las normas divinas? En el versículo 1 del capítulo 6 de Efesios, el apóstol Pablo se refiere tanto al padre como a la madre cuando exhorta a los hijos a ser “obedientes a sus padres”.*

Por supuesto, cuando falta el padre, la madre debe asumir tal labor. Muchas madres solas han logrado criar a sus hijos en la disciplina y regulación mental de Jehová Dios. No obstante, si la madre se casa, el esposo cristiano tiene que tomar la iniciativa. Por su parte, la madre debería seguir de buen grado la guía de su esposo en la enseñanza y disciplina de los niños.

Lea el artículo completo aquí

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: