Recuperan cadáveres tripulación avioneta

LA ALTAGRACIA, Pedernales.- Solo uno quedó reconocible de los cuatro hombres que murieron calcinados al incendiarse la avioneta en la que pretendían introducir un cargamento de drogas por la zona de la Sierra de Baoruco. Uno de los calcinados al que se le pudo ver el rostro tenía facciones de extranjero, según informó Eudice Elena Fernández Pérez, representante del ministerio público, quien dijo que recibió informaciones de Rafael Alexander Pérez, ficalizador del juzgado de Paz de aquí.

Según la funcionaria, de los cuatro hombres tres quedaron totalmente calcinados cuando la avioneta en que viajaban cayó en un área profunda donde casi no se podía penetrar. De la aeronave quemada se recuperaron algunas piezas, como un radar que fue depositado en la fortaleza Enriquillo del Ejército Nacional, donde se llevó también la droga depositada en  tres fardos de 30 paquetes cada uno y que luego fue entregada a la Dirección Nacional de Control de Drogas (DNCD), en presencia de oficiales de las Fuerzas Armadas y la Policía Nacional.

Los cadáveres fueron llevados al Instituto de Patología Forense en Santo Domingo, para practicarles las autopsias necesarias. Mientras los equipos de la avioneta, entre ellos el radar, serán sometidos por igual a un proceso de depuración y evaluación, porque guardan relación con el contrabando.

Las autoridades no descartan que los cuatro que murieron quemados sean colombianos o venezolanos.

En la mañana de ayer, altos jefes militares llegaron a bordo de dos helicópteros y de inmediato se trasladaron al lugar donde se encontraba la avioneta con los cadáveres calcinados y la droga. En los mismos helicópteros se transportó la droga hacia la fortaleza Enriquillo del Ejército.

La comisión que visitó la zona estuvo integrada por el jefe de las Fuerzas Armadas,  Pedro Rafael Peña Antonio; el jefe de la Policía Nacional, Rafael Guillermo Guzmán Fermín; el jefe de Estado mayor del Ejército Nacional, Joaquín Pérez Féliz, así como los jefes del J-I y J-2, Pedro René Valenzuela Quiroz y mayor general Pedro N. Cáceres Chestaro, respectivamente.

Dificultades
Este corresponsal y otros comunicadores de la provincia Pedernales no pudieron ni siquiera llegar al lugar de los hechos, porque los altos mandos militares se trasladaron en sus helicópteros con los periodistas de algunos medios y sus relacionistas públicos.

Un oficial de las Fuerzas Armadas prohibió el acceso de los comunicadores al lugar de los hechos.

Posteriormente, ya en la capital, el secretario de las Fuerzas Armadas explicó  que hasta el momento no hay detenidos por el caso de la avioneta, pero informó que todos los organismos de seguridad están dándole seguimiento al suceso.

Listín Diario

Peña Antonio precisó que  durante el viaje hicieron el levantamiento de lugar, mientras los distintos organismos de seguridad del Estado quedaron trabajando en el experticio y las investigaciones del caso.

Una comisión de Aeronáutica Civil y de la FAD tiene a su cargo las pesquisas para determinar el tipo de aparato de que se trata y de dónde procedía. Indicó que inmediatamente se conozcan esos datos los darán a conocer.

El accidente ocurrió en las primeras horas del domingo en el Paraje Pica Café, sección Villa Jaisa, del distrito municipal La Altagracia, de Pedernales.

Comunidad al rojo vivo
En esta comunidad se comenta desde hace días que avionetas estarían lanzando estupefacientes frecuentemente por las costas de aquí y que pescadores las ubican, aunque esto no se ha podido confirmar.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: